reclutamiento en el sector manufacturero: retos y oportunidades.

En 2020, la industria manufacturera (como cualquier otra industria) ha sentido los efectos de la pandemia por el COVID-19. Entre las muchas consecuencias de la crisis, se encuentra un aumento récord del desempleo en los países pertenecientes a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

Pero, a pesar de este aumento en el número de personas que buscan trabajo, la escasez de habilidades seguirá siendo un desafío para las empresas manufactureras, porque todavía habrá brechas entre las capacidades que las empresas necesitan, y lo que está disponible en el mercado laboral. Las empresas están luchando con una "escasez de obreros", en la que los puestos de trabajo son cada vez más técnicos y exigentes, pero son menos las personas que optan por la educación y la formación en sectores como el de la Manufactura.  

Varias tendencias están aumentando la escala de esta brecha de capacidades. Entre ellas se incluyen el envejecimiento y la jubilación de la fuerza de trabajo, el impacto de la robotización y un mercado laboral restringido.  

A continuación, te presentamos algunos de los mayores desafíos de reclutamiento a los que se están enfrentando las empresas manufactureras en este momento, y algunos consejos para superarlos.  

Desafíos en los procesos de reclutamiento de una fuerza laboral capacitada dentro del sector. 

1. Problema de imagen. 

Para muchas personas, la percepción del sector Manufacturero no es atractivo. Tal vez aún más preocupantes son las observaciones de una de las principales empresas de servicios profesionales a nivel mundial, quien declaró que los “posibles” empleados más jóvenes perciben al sector como "aburrido, anticuado y no creativo". En una encuesta elaborada por esta misma firma, se establece que el 45% de los encuestados tiene "percepciones negativas hacia la industria manufacturera" .

Si eres mujer, trabajar en la industria manufacturera podría ser aún menos atractivo, ya que sigue siendo una industria dominada por los hombres. Un estudio global del Foro Económico Mundial mostró que las mujeres representan sólo el 20% de la mano de obra en la manufactura y la producción.

El impacto económico potencial de esto es enorme. Debido a la expectativa de que no se ocupen todas las posiciones ofertadas, se espera que se tengan pérdidas de productividad de hasta 2.5 billones de dólares para 2028. Las empresas deben trabajar en conjunto con los organismos de la industria para lograr ser más atractivas tanto para las mujeres, como para los jóvenes. 

Entonces, ¿cómo puede el sector atraer a los jóvenes, que representan el futuro de la industria? Para esta generación, la inclusión y la conciencia ambiental y social son mucho más importantes que para las generaciones anteriores. La forma de presentar sus valores, a la empresa y a la gente, será lo que los atraerá.

El aprendizaje en el que los jóvenes adquieren habilidades y experiencia a través de la formación en el trabajo y emprenden una educación basada en el comercio local, es un método para ofrecer a los jóvenes el camino hacia el desarrollo de una carrera en manufactura. Pero para reclutar a los jóvenes más talentosos, la percepción de la industria tiene que mejorar.

2. Impacto de la automatización y la robotización.

Históricamente, siempre ha existido el temor de que las nuevas tecnologías signifique menos empleos. La realidad es que estas a menudo crean diferentes oportunidades. Un estudio realizado por una de las Big Four en 2015, mostró que en los 144 años anteriores, la tecnología había creado más empleos de los que había destruido.

Otro análisis de esta misma empresa destacó que cuando se utiliza de manera correcta, la automatización puede lograr un impacto positivo en la productividad, el compromiso de los empleados y el valor para el cliente. En el estudio se citaba a una de las principales compañías de comercio electrónico, como ejemplo de la forma en la que una empresa puede utilizar la automatización para ampliar el almacenamiento y enviar rápidamente las mercancías durante los períodos de máxima actividad, reduciendo al mismo tiempo, la cantidad de tiempo necesario para capacitar a los empleados.

El uso de la automatización y la robotización debería ser fundamental para modernizar la imagen del sector Manufacturero. En el futuro, es probable que se vean los tipos de funciones que se reclutan para el cambio y que requieren diferentes habilidades a medida que la tecnología avanza. 

3. Envejecimiento y jubilación de la fuerza de trabajo.

En Estados Unido, casi una cuarta parte de la fuerza laboral del sector Manufacturero tiene más de 55 años, mientras que en el Reino Unido, la manufactura es una de las cuatro industrias (junto con la Salud, el Comercio Minorista y la Educación) que en conjunto representan casi la mitad de todos los trabajadores mayores de 50 años de la economía. Es probable que se reconozca que una de las razones por las que el sector se enfrenta a una escasez de trabajadores, es el elevado número de personas que se ha jubilado recientemente, o se están acercando a la edad de jubilación. Los trabajadores mayores deben ser vistos de forma positiva, ya que el Wall Street Journal informa que en la eurozona, los trabajadores de entre 55 y 74 años representan el 85% del crecimiento del empleo entre 2012 y 2018, según la OCDE.

4. Repercusiones de los cambios políticos y socioeconómicos.

La crisis provocada por el COVID-19 es uno de los mayores obstáculos que el sector Manufacturero ha tenido. La pandemia ha obligado a las empresas a encontrar nuevas formas de trabajar para poder satisfacer la demanda y permanecer en el negocio, al mismo tiempo que se enfrentan a desafíos sin precedentes en materia de Recursos Humanos y tratan de mantener a su personal seguro. Las lagunas en la fuerza de trabajo creadas por los inevitables despidos y las ausencias por enfermedad, han hecho necesario un nuevo enfoque de la contratación, ya que la creciente fuerza de trabajo temporal ha demostrado ser una valiosa fuente de talento para muchas empresas. 

Para cualquier Director de Recursos Humanos, un número reducido de trabajadores cualificados puede suponer un reto. Al desarrollar su estrategia de reclutamiento, es importante considerar cómo podría ser más innovador, en particular para el talento flexible.  

5. Upskilling dentro del sector Manufacturero. 

La capacitación de la fuerza de trabajo es esencial para superar la demanda de conocimientos y habilidades específicas. La revista Industry Week informó que el 29% de los trabajadores del sector cree que el conjunto de habilidades que posee en estos momentos es redundante, o lo será en los próximos 2 años, mientras que el 38% cree que este será el caso en los próximos 4 o 5 años. 

A pesar de esto, la mayoría de las compañías no está mejorando las habilidades o invirtiendo en la educación de sus empleados para mejorar sus índices de retención. De hecho, una reciente encuesta elaborada por Tooling U-SME, organización educativa estadounidense, titulada "El verdadero costo de la facturación", mostró que solo el 36% de las empresas manufactureras destina presupuesto para el desarrollo de sus empleados, sin embargo, 2 de cada 5 empresas tienen una rotación de personal anual de al menos el 20%. Entonces, ¿qué se puede hacer para combatir estos desafíos?

La optimización de la fuerza de trabajo flexible es esencial. Al desarrollar una estrategia para aprovechar al máximo, el talento flexible y temporal, se tiene que tomar el control de los factores en los que se puede influir para poner a las empresas en la mejor posición en el futuro. Con tantos trabajadores de Manufactura que creen que sus habilidades serán redundantes en los próximos 5 años, será crítico superar la brecha de habilidades que se aproxima.

 

En Randstad, nuestro objetivo es responder de forma eficaz a tus necesidades de talento, ofreciéndote un servicio de máxima calidad.

Cuenta con nosotros para cualquier requerimiento de Recursos Humanos dentro del sector Manufacturero. ¡Contáctanos!